El mundo de los hongos: la Amanita muscaria

En este blog tendremos un apartado para el mundo de los hongos, que iremos completando poco a poco, empezando hoy por uno de los ejemplares más abundantes y fácilmente reconocibles que podemos encontrar, se trata de la Amanita muscaria o matamoscas.

Antes de centrarnos en esta especie veamos las distintas partes  por las que están formados los hongos:

Imagen extraída de cajondeciencias.com

Aprendemos a diferenciar esta seta:

Se caracteriza por un sombrero grande, de hasta 20cm de diámetro, de un característico color rojo brillante o rojo anaranjado, con la superficie cubierta de pequeñas manchas de color blanco. El pie es blanco, al igual que la volva y el anillo, que está situado en la parte alta del pie. Al corte la carne es blanca y no varía el color.
Es un especie común en otoño, muy frecuente en los bosques de abedules, aunque también aparece en pinares y bosques mixtos.

A. muscaria con un ejemplar de Rana iberica sobre ella, en P.N. do Xerés (Ourense)

La amanita muscaria es un hongo tóxico, que en dosis muy altas tiene un gran efecto neurotóxico, pudiendo llegar a inducir el coma. Es especialmente perjudicial para el intestino y el hígado, por lo que si se ingiere se debe recurrir a un centro médico, y si es posible con el ejemplar en concreto.

Ejemplar joven de A. muscaria en la Sierra del Galiñeiro (Vigo)

Asimismo, también posee propiedades alucinógenas, causando entre otras acciones, la apreciación deformada de formas y distancias, pudiendo llegar a parecer un charco de agua como un gran lago o un desnivel en el suelo como un barranco.

Como curiosidad, decir que en zonas de siberia, antes de que se introdujese en alcohol, esta seta se usaba como desinhibidor, de tal manera que la gente que se la podía permitir la hervía en agua, y después se la bebía, quedando así intoxicados, mientras que los más pobres esperaban a que éstos orinasen para poder intoxicarse también.

Ejemplar adulto de A. muscaria  en P.N. do Xerés (Ourense)

Por último me gustaría resaltar que ésta es una seta muy variable en cuanto a tamaño y a coloración, incluso con el tiempo en un mismo individuo, dando lugar a variaciones dentro de la propia especie, algo que puede llegar a generar dudas con su correcta identificación.

Amanita muscaria var. aureola fotografiada en el P.N. do Xerés (Ourense)

Espero que después de este pequeño resumen conozcamos un poco mejor este hongo y que entre todos ayudemos en su conservación, ¡nos vemos en la siguiente entrada!

No hay comentarios:

Publicar un comentario